La situación y futuro de los vinos



La situación y futuro de los vinos" data-width="450" data-show-faces="false" data-send="true">


Día 28/05/2019

La situación y futuro de los vinos

Aunque saben ustedes que no soy muy amigo de los números, ya que maestros tiene la materia y para muchas personas resultan tediosos, conocerlos y manejarlos nos pueden llevar a muchas conclusiones, por tanto, algunos, voy a poner.

Mi constante preocupación y trabajo se centra en intentar analizar el mercado, su marcha, su pasado y su posible futuro, con el único fin de trasladarles a ustedes mis impresiones sobre el mismo.

Llevo tiempo diciéndoles que la cosecha a nivel mundial ha sido grande, prácticamente la mayor de la historia, o a muy poca distancia de la mayor. Y esto hay que analizarlo en el ámbito internacional. Es por eso por lo que, aunque me sienta mal, no me sorprende (sin esperarlo) que los datos nos digan que en los siete primeros meses de campaña las exportaciones de vino español hayan bajado. Según datos que nos proporciona la interprofesional del vino y el Observatorio Español del Mercado del Vino, sacados del Infovi:

CAEN LAS EXPORTACIONES ESPAÑOLAS DE VINO:

 -7,5% EN VOLUMEN Y -3% EN VALOR. España exportó, en los siete primeros meses de campaña, 11,8 millones de hl (-7,5% o casi un millón de hl menos), por valor de 1.665 millones de euros (-3% o 46,7 millones de euros menos). Caen en mayor medida los graneles (-9% en volumen y -7% en valor), por una caída de los envasados, del -5% en volumen y del -1,5% en valor.

Por otro lado, las existencias que nos indican son las siguientes:

A FINALES DE MARZO DE 2019 TENEMOS 10,3 MILLONES HL MÁS DE VINO Y MOSTO ALMACENADOS QUE HACE UN AÑO, HASTA LOS 52,2 MILLONES HL.

Son un 25% superiores a las de 31 de marzo de 2018. 48,5 millones de hl corresponden a vino y 3,7 millones, a mosto sin concentrar. Por colores, de los 48,5 millones de hl de existencias finales de vino, 27,6 millones corresponden a vino tinto y rosado (57% del total) y casi 21 millones de hl, a vino blanco.

 

Si tenemos en cuenta que, según esos mismos datos, el consumo de vino en España está estabilizado en 10,2 millones de hl. Al año, podemos ver que de existencias tenemos más que el año anterior, en cantidad casi justa al consumo de vino en España en un año completo.

Dejando aparte ya los números, esto nos indica varias cosas y podemos ver que los datos van íntimamente enlazados unos a otros, porque unos son consecuencia de otros.

Una producción mundial, europea, de récord, una muy buena cosecha en España, y una mejor aún, por ejemplo, en Italia, nos lleva a una disminución de las exportaciones. Hay más vino disponible y, por tanto, se necesita comprar menos a otros países. Además, nuestros grandes competidores, sobre todo Italia y Francia, tienen grandes cosechas, por lo que compiten en los mercados internacionales con los nuestros, llevándose algunas operaciones que antes podíamos hacer nosotros. Quizá también una bajada de calidad indudable en España en esta campaña también influya, por más que los precios estén bajos.

El consumo interno español sigue en niveles bajos, muy bajos en comparación con otros países productores. Merece artículo aparte.

A vinagrerías se está vendiendo lo normal, hasta ahora y en los 8 primeros meses de campaña ha crecido un 7% hasta 0,2 millones de hl.

La destilación, ¡quién la viera y quién la ve! Por desgracia, necesita cada vez menos y se lleva 1,7 millones de hl, creciendo, eso sí, nada más y nada menos que un 205% con relación al año pasado. Normal ya que el año pasado los precios eran prohibitivos para la destilación, pero aun así muy lejos de lo que hasta hace unos años estaba destilando.

Y si unimos todos estos datos y nos planteamos la situación en estos momentos, ojalá me equivoque, pero soy pesimista en la marcha que pueda llevar el mercado en los meses sucesivos. Eso sí, siempre que no haya alguna cosa que le dé la vuelta al mercado, siempre les he dicho, porque así lo creo, que hacer vaticinios en este mercado es muy arriesgado.

Sí comentarles, por último, que, en las zonas productoras, aunque ha llovido, tenemos una primavera muy seca y creo que insuficiente como para mirar al verano con normalidad, si no llueve más. Además, la muestra que traen las viñas tampoco es muy grande, antes bien, en muchas zonas es normal-baja.

Javier Sánchez-Migallón  
Javier Sánchez-Migallón
Director Ediciones Albandea y El Correo del Vino

 




La situación y futuro de los vinos" data-width="600">
Lallemand
Enolviz
Della Toffola
Lev2050
 
Esto es Vino
 
LIEC EXPRESS








Video de la semana
Enofusión ya prepara su edición 2020.
Así se desarrolló en 2019.