Cómo controlar las especificaciones de los suministros del embotellado desde la bodega



Cómo controlar las especificaciones de los suministros del embotellado desde la bodega"data-width="450" data-show-faces="false" data-send="true">

Día 25/10/2017

Cómo controlar las especificaciones de los suministros del embotellado desde la bodega

La bodega actual, con el claro objetivo de aumentar su competitividad en un mercado vinícola global, está apostando por la utilización de la tecnología más innovadora y la materia prima de mayor calidad posible en la elaboración de sus vinos. Igualmente, la apuesta por el diseño final del producto es elemento fundamental para la presentación al mercado de un producto atractivo para el consumidor. Contenido ofrecido por LIEC.

La elección de los suministros del embotellado (especialmente el tipo y las características de cierres y botellas) no debe ser realizada en base a un aspecto meramente estético. Además, lo que parece obvio, en muchos casos, no es tenido en cuenta:

“Las características de cierre y botella deben ser compatibles”.

Otro aspecto a tener en cuenta, y que también puede parecer elemental, es que las especificaciones de los suministros reflejadas en las fichas técnicas facilitadas por los proveedores tienen que cumplirse siempre puesto que, de lo contrario, podría verse afectada directamente la calidad del producto cuando este llega al consumidor final.

Datos de análisis de Fuerza de Extracción de una muestra de tapón natural. El 30% de las muestras incumplen la especificación indicada en la ficha técnica facilitada por el proveedor (mín. 20 daN).

 

La bodega debe elegir el suministro a partir de sus características, reflejadas en la ficha técnica, pero también debe asegurarse de que los valores de las especificaciones pactadas con su proveedor no se van a ver mermadas en los sucesivos lotes recibidos. La elección suele realizarse en base a muestras facilitadas por el proveedor, las cuales deben ser el patrón de calidad que tiene que exigir la bodega y no aceptar, de ningún modo, aquellos lotes que no cumplan dicho estándar.

La puesta en marcha de “Protocolos de compra para la aceptación o rechazo de lotes” es cada vez más común en la industria vitivinícola para realizar el control de calidad de los lotes de suministros. En estos documentos, incluidos en el Sistema de Calidad como parte del control de proveedores, la bodega refleja los parámetros que analizará de cada lote y los Niveles de Calidad Aceptable para cada uno de ellos. El servicio de análisis que ofrece LIEC Quality Control ayuda a las bodegas a ejecutar este protocolo como laboratorio independiente. Se ha demostrado que la comunicación al proveedor de que su producto va a ser controlado de forma sistemática es garantía del mantenimiento del nivel de calidad del suministro en el tiempo.

Perfil interno del cuello de una botella bordelesa con incumplimiento de los parámetros CETIE.

 

La bodega debe exigir y, en la medida de lo posible, verificar el cumplimiento de dichas especificaciones en el tiempo, independientemente del precio unitario del suministro.

“El precio unitario del cierre o de la botella no puede, en ningún caso, ir ligado a incumplimientos de los valores reflejados en su ficha técnica”.

Uno de los principales objetivos del control de calidad es el ahorro de los costes derivados de la No Calidad. La exportación de vino embotellado está claramente en auge en los últimos años. El mercado exige situar vinos con una excelente relación calidad/precio en los lineales de países cada vez más lejanos. En este contexto, retirar o destruir en destino un lote de vino con defecto producido por el cierre o la botella (push in/out del tapón, olor a TCA, polvo, dificultad en la extracción del tapón, etc.) puede suponer pérdidas económicas desorbitadas para la bodega así como una devaluación considerable de su imagen.

“El control de especificaciones de los suministros de embotellado supone a medio plazo un ahorro de costes para la bodega por disminución de incidencias y reclamaciones de sus clientes”.

LIEC Quality Control nace con el propósito de poner a disposición del sector su servicio de análisis de materias secas del embotellado.

Para ello, han puesto a punto los métodos y adquirido la última tecnología en equipos para el análisis de las especificaciones, que pueden afectar a la calidad del vino embotellado, de cierres (dimensiones, fuerza de extracción, polvo, recuperación diametral, residuos oxidantes, TCA, etc.) y de botellas (dimensiones, perfil interno de diámetro del cuello). Del mismo modo, LIEC Quality Control ofrece su servicio de Informes Técnicos de Incidencias en el Embotellado como herramienta en conflictos entre proveedor y bodega.

 



Cómo controlar las especificaciones de los suministros del embotellado desde la bodega" data-width="600">

Marida tu vida con vino
Lallemand
 
VinoEmpleo
 
Diam
 
Della Toffola
 
Esto es Vino
 
LIEC QUALITY CONTROL
 
Enartis








Video de la semana
World Bulk Wine Exhibition 2017