Mirando al cielo… o a Maldonado



Mirando al cielo… o a Maldonado" data-width="450" data-show-faces="false" data-send="true">


Día 01/10/2014

Mirando al cielo… o a Maldonado

También se podría titular “Esperando al Cierzo”. Hace ya más de un mes que se le espera para que la sensación de humedad y las tormentas desaparezcan del Valle del Ebro.

El último de los boletines del Consejo Regulador de la DOCa Rioja hubo de confeccionarse con un día de retraso debido a las tormentas generalizadas el día 21 y en el se avisa de la aparición de focos localizados de botrytis. Sin llegar a esos extremos, el tiempo sigue sin ser sano y todo el mundo espera la aparición del viento del Norte que traiga un ambiente fresco y seco para que la uva pueda rematar. En estas fechas no es posible tratar y la disyuntiva es vendimiar pronto y verde o aguantar y correr el riego de que se pudra. O las dos cosas al mismo tiempo.

El pasado 26 de septiembre, por segundo año, en la Estación Enológica de Haro se celebró una jornada sobre la situación de la maduración en la DOCa Rioja. Como la jornada anterior, convocada por la Asociación de Enólogos de Rioja, resultó bastante prematura; fue el día 10, apenas se tenían datos de maduración  y cata de uvas. En esta charla se basaron en el boletín antes citado y en la última cata, que se puede descargar en la web del Gobierno de La Rioja.

Como siempre, fue Pedro Puras el encargado de presentar el trabajo del Grupo de Calidad de la Enológica; también descargable, cuyo fin es ayudar a determinar el momento óptimo de la vendimia. Si en el pasado kilos y grado eran suficientes, hoy es mucho más complejo, como se recoge en las primeras páginas de la presentación. Ante un año como este, el último punto, EXPERIENCIA, se antoja fundamental ya que hay un antes y un después del citado chaparrón del día 21. En cifras globales de octubre a septiembre, se puede pensar en un año intermedio entre el muy seco 2012 y el muy lluvioso 2013, pero el gráfico de las lluvias en el mes de septiembre ilustra y ratifica lo comentado más arriba sobre los riesgos de esta campaña y presenta un panorama nuevo poco tranquilizador.

Después de los datos de fertilidad, suministrados por el Consejo Regulador, se entra en la comparativa de datos analíticos de las tres últimas campañas por variedades. El óvalo rojo indica los valores “óptimos”, o más bien “normales”, de cada parámetro. En el documento están separadas madurez tecnológica y fenólica; es bueno estudiarlos con atención aunque lo más reseñable es que se puede pensar en una vendimia atrasada, como la 2013, pero más diluida y justita de color ya que el peso de 100 bayas es muy elevado y las uvas son auténticos globos. Por tanto habrá que pensar en algún modo de concentración o sangrado y alargar maceraciones si se llega a una maduración buena y sana.

En la cata de uva se observa una paralización de la maduración, que en algún caso es retroceso, sobra clorofila –verdor- y, aunque los datos analíticos digan lo contrario, apenas hay valores 4 en la madurez tecnológica desde el punto de vista sensorial. El efecto de las lluvias también ha afectado a esta evolución, por lo que hay que pensarse mucho cuándo vendimiar y vigilar la situación sanitaria de la viña.

Otro año de “vendimia selectiva” y de estar atentos a los pronósticos del tiempo de Maldonado & Cía. para equivocarse lo menos posible. Esperemos, pues, al bendito Cierzo que permita un final de maduración lento y sano y una vendimia sin agobios.

Hay que felicitar, y agradecer, a la Estación Enológica de Haro por el trabajo de recogida y análisis de datos y sobre todo de la interpretación y difusión de los mismos sin eufemismos. No es fácil cuando hay tantos intereses en juego.

 

 

Javier Escobar  
Químico Industrial y Enólogo

 




Mirando al cielo… o a Maldonado" data-width="600">
Enolviz
Lev2050
Della Toffola
 
Esto es Vino
 
LIEC QUALITY CONTROL








Video de la semana
World Bulk Wine Exhibiton 2018